Música para una vaca. Fábula china sobre el aprendizaje

Esta fábula china muy corta, ‘Música para una vaca’, es un texto muy breve del escritor chino Mou Zi, que nos invita a reflexionar acerca de cómo lograr la atención de alguien para que aprenda o se interese por determinada materia. Una fábula que nos habla de aprendizaje y que incluye un mensaje claro a los educadores. Descubre cuál es.

TIEMPO DE LECTURA: 1 MINUTO

La fábula china Música para una vaca

Música para una vaca, fábula china para reflexionar
Fábula china ‘Música para una vaca’

Existió en China hace muchísimo tiempo un músico muy célebre, llamado Gong Mingyi. Era realmente magistral interpretando música clásica con un instrumento de siete cuerdas de seda y un dulce sonido llamado guqin.

Un día, se encontraba en medio de un monte, practicando con su instrumento musical, cuando vio pastando a una tranquila vaca.

– Tocaré para ella- se dijo el músico.

Y entonces comenzó a interpretar una de las melodías, de forma excepcional. Pero la vaca apenas se inmutó, y siguió pastando como si nada.

– Vaya- pensó Gong Mingyi- No es que la vaca no lo oiga- Es que no le interesa.

Entonces, el músico comenzó a imitar con su instrumento de cuerda el zumbido de las moscas y el mugido de los terneritos. La vaca se giró, caminó hacia él balanceando la cola y entonces, comenzó a escucharle. Ahora sí, la música parecía tener significado para ella.

Moraleja: «Para conseguir el interés de los demás, busca aquello que puedan entender»

(‘Música para una vaca’ – Mou Zi)

Qué temas puedes tratar con la fábula ‘Música para una vaca’

Utiliza esta fábula corta de ‘Música para una vaca’ para reflexionar acerca de:

  • Cómo incentivar el interés por una materia.
  • La enseñanza y la necesidad de adaptarnos a los intereses y conocimientos del alumno.
  • Cómo conseguir la atención de los demás.

Reflexiones sobre la fábula china ‘Música para una vaca’

Esta fábula china no solo está dirigida a educadores, sino también a padres y a cualquier persona en realidad. Viene a recordar que el éxito de la comunicación depende de nosotros, y no de los demás, de la capacidad que tengamos de adaptarnos a los gustos y necesidades de aquellos a los que nos dirigimos:

  • ¿Cómo es aquel a quien te diriges?: Bien seas músico, panadero, maestro o médico… Esta fábula de ‘Música para una vaca’ está dirigida en realidad a todos, independientemente de la profesión que se tenga. Cualquiera que quiera comunicarse con los demás, debería recordar lo que le sucedió al protagonista de esta fábula con la vaca, y pensar en cómo adaptar su discurso o aquello que desea comunicar para que el resto le preste atención.

Es fundamental para garantizar el éxito en la comunicación. Así, el doctor debe ajustar su diagnóstico con palabras que el paciente pueda entender, o los padres, buscar la forma de captar la atención de los hijos con aquello que les interesa. El interlocutor, recordemos, es como esa vaca que se para a escuchar el sonido que es capaz de reconocer.

«Los maestros deberían buscar la forma de despertar la curiosidad en sus alumnos. Es un pilar básico en el aprendizaje»

(Reflexiones sobre la fábula ‘Música para una vaca’)

Una reflexión más sobre esta interesante fábula china

  • Especialmente dirigido a los educadores: Evidentemente, esta fábula de ‘Música para una vaca’ está especialmente dirigida a educadores. El mensaje para ellos es muy claro, y tiene que ver con la forma de transmitir los conocimientos a niños y adolescentes. Para ellos, que están aprendiendo, todo es nuevo, y la forma en la que se presente o con la que se imparta, es fundamental a la hora de conseguir el éxito.

Los maestros deben buscar la forma de despertar la curiosidad en los alumnos, para conseguir que se ‘paren a escuchar’, como lo hizo en esta fábula la vaca. Para ello, pueden utilizar palabras que ellos puedan entender, con las que estén más familiarizados, utilizando ejemplos que les ayuden a comprender mejor una materia.

Más fábulas chinas para adolescentes y adultos

Si te gustó esta fábula corta de ‘Música para una vaca’, prepárate a leer también estas otras:

  • El ungüento: El valor de las cosas depende de la necesidad que tengamos de ellas y el uso que les demos. Esta fábula corta lo explica muy bien, con un ejemplo muy práctico. Y por supuesto, también incluye reflexiones finales sobre el mensaje que transmite.
  • El príncipe y el arco: Si adulas constantemente a un vanidoso, y mientes acerca de sus virtudes, su vanidad crecerá más y más y la realidad se deformará de forma proporcional. Cuando al fin abra los ojos y vea la realidad, la frustración será aún más dolorosa.
El príncipe y el arquero, una fábula con valores para adolescentes y adultos
El príncipe y el arco, una fábula china sobre las mentiras y la vanidad
  • El pájaro víctima de la bondad: Esta fábula china es ideal para reflexionar acerca de la empatía y la bondad. Para ser realmente bondadoso, es indispensable ser empático. De lo contrario, en lugar de bien, podemos hacer sin querer mal al otro, a pesar de depositar todas nuestras mejores intenciones a la hora de ayudarle. Este relato tan breve lo explica de forma excelente para que puedas entenderlo mejor.

Y recuerda que también puedes encontrar muchas fábulas tan interesantes como esta que acabas de leer de ‘Música para una vaca’, narradas en forma de podcast, para que puedas escucharlas cuándo y dónde quieras. Las encontrarás aquí:

¿Te ha gustado el contenido?

Puntuación media 5 / 5. Votos: 2

¡Todavía no hay votos! Sé el primero en valorar el contenido.

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on pinterest
Estefania Esteban
Estefania Esteban
Periodista y escritora de literatura infantil.

¡Es tu turno! Deja un comentario y opina

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *