Una poesía villancico de María Elena Walsh para Navidad

Aquí tienes otra de las poesías que María Elena Walsh dedicó a la Navidad. La letra del poema ‘Tralalá de Nochebuena’ es también un villancico que se hizo famoso allá por los años setenta. De hecho, pertenece a un álbum de canciones navideñas que se publicó en 1968. Disfruta con tu hijo de esta bella poesía navideña y canta la melodía del villancico.

Una poesía de Navidad que es también un villancico: Tralalá de Nochebuena

Tralalá de Nochebuena, una poesía de Navidad que es villancico
Tralalá de Nochebuena, poesía villancico para niños

Aquí tienes la letra de esta original poesía de María Elena Walsh. En esta ocasión, el poema villancico se centra en la Nochebuena, la noche en la que la Virgen María y San José llegaron a Belén. Una poesía que retrata de forma muy tierna el momento en el que nació el niño Jesús:

En Belén ha nacido un niño

con tres pecas en la nariz.

Las campanas se despiertan,

todo el mundo está feliz.

Tralalá, qué felicidad

reír y cantar para Navidad.

Su mamá, la Virgen María,

se pasea por el jardín

con mantilla de rocío

y corona de jazmín.

San José en la carpintería

toca el bombo y el tamboril.

Tiene barba de viruta

y bigote de aserrín.

Una burra con tres burritos

de visita llegó hasta allí

y una vaca con cencerro

que hace tin tilín tilín.

(María Elena Walsh)

Escucha el simpático villancico de Tralalá de Nochebuena

Aquí tienes la melodía de este villancico de María Elena Walsh:

Cómo utilizar esta poesía villancico con los niños

Puedes usar este precioso poema villancico de la poetisa argentina de muchas formas diferentes. Aquí tienes alguno ejemplos:

Memoriza el poema: cuando la poesía es corta y con rima, los niños memorizan con mucha más facilidad la poesía. En esta ocasión además se añade un plus, y es que se puede cantar. La música también ayuda a los más pequeños a aprenderse la letra. ¡Un fantástico ejercicio para el cerebro!

¡Activa el sentido del ritmo!: no dirás que este villancico no es animado. ¡Tiene mucho ritmo! Es genial para animar a los niños a cantar, a bailar y a perder el miedo a mostrarse en público. Mejora el ritmo ideando un baile para este villancico.

Aumenta la autoestima: interpretar al recitar un poema, cantar y bailar son fabulosos para incentivar la confianza de los niños en sí mismos. Mejora con ello la autoestima de tu hijo.

Otras lindas poesías de Navidad para niños

Si estás buscando poesías de Navidad, tal vez estas otras también puedan interesarte:

Villancico del niño dormilón: no te pierdas este precioso poema de Gloria Fuertes, que retrata el momento en el que el niño Jesús, que está cansado, cierra los ojitos para dormir, mientras su madre, la Virgen maría, le pide con dulzura que no se duerma, ya que vendrá mucha gente a conocerle.

Quién ha entrado en el portal: aquí tienes otro poema muy bello para leer en Navidad En esta ocasión es del poeta Gerardo Diego.

Zamba del niñito: esta es otra de las poesías villancicos que María Elena Walsh incluyó en su álbum de canciones navideñas. Verás como te gusta tanto como este poema de ‘Tralalá de Nochebuena’.

TU COMENTARIO