Un fantástico poema corto para niños pequeños

La poetisa Gloria Fuertes dejó una gran cantidad de poemas cortos fabulosos dedicados a los más pequeños. Son poesías cortas y con rima, muy divertidas y didácticas, como esta poesía de ‘Mi cara’, con la que los más pequeños podrán jugar y utilizar para conocer su cuerpo mejor. Disfruta junto a tu hijo con esta poesía de Gloria Fuertes.

Una fantástica poesía de Gloria Fuertes para niños: Mi cara

Poesías de Gloria Fuertes para niños

Con esta poesía corta y con rima, puedes ayudara tu hijo a conocer mucho mejor los rasgos de la cara y de paso conocerse mejor:

En mi cara redondita

tengo ojos y nariz,

y también una boquita

para hablar y para reír. 

Con mis ojos veo todo,

con la nariz hago achís,

con mi boca como como

palomitas de maíz

(Gloria Fuertes)

Cómo utilizar esta poesía corta con los niños

Esta poesía de Gloria Fuertes nos ofrece una buena herramienta para los niños. Podemos utilizarla para todas estas cosas:

1. Para explicarle cuáles son las partes de la cara: Si tu hijo es muy pequeño y comienza a darse cuenta de cuáles son las partes del cuerpo, esta poesía le vendrá muy bien para localizar y aprender cada una de las partes del rostro. De esta forma, podrá aprender qué son los ojos, dónde están y para qué sirven, dónde está la boca y para qué la usamos y donde tenemos la nariz. Para usarlo de esta forma, enfatiza muy bien cada vez que pronuncies una de las partes del rostro y señala con el dedo dónde está. Luego puedes pedir a tu hijo que señale también sus ojos, su nariz y su boca.

2. Con ayuda de un espejo: Otra posibilidad es recitar la poesía mientras tu hijo y tú os miráis en un espejo. Pide a tu hijo que vaya señalando las partes del cuerpo que se nombran y luego que señale dónde están en su rostro.

3. Mejorar el vocabulario: Puedes añadir adjetivos a las partes del cuerpo para describir las facciones de tu hijo. Por ejemplo, cuando señales los ojos, puedes añadir:’ ojos castaños y almendrados’, ‘ojos de largas pestañas’, ‘ojos alegres y luminosos’… Así, tu hijo aprenderá de paso nuevas palabras y entenderá cómo utilizarlas.

Otros recursos didácticos para usar esta poesía

4. ¿Y si dibujamos nuestro rostro? Incentiva la capacidad creativa de tu hijo. ¿Sabes cómo? Después de leer el poema, podéis dibujar vuestro rostro. Un círculo grande y luego tu hijo deberá situar los ojos, la nariz y la boca. Añade si quieres pelo, orejas, cuello… para que se vaya familiarizando con más partes del cuerpo.

5. ¡Incentiva su memoria! Por supuesto, las poesías cortas y con rima, como esta de Gloria Fuertes, son ideales para incentivar la memoria de los niños. Pide a tu hijo que repita algún verso y lo memorice. Puedes recitarle el poema muchas veces y recordarlo de vez en cuando para que memorice el poema entero. Es un fantástico ejercicio para el cerebro.

6. Mejora la atención de tu hijo: Las poesías cortas también son un buen recurso para mejorar la atención de los más pequeños. Ya sabes que a una edad temprana, los niños no son capaces aún de mantener por mucho tiempo la atención. Por eso se recomiendan usar poesías como esta. Como son cortas, con rima y comunican constantemente algo, el niño mantendrá con mucha más facilidad la atención.

Otros fantásticos poemas de Gloria Fuertes para los niños

La verdad es que esta poetisa madrileña (España) es muy querida entre los niños. Sus poesías son fantásticas para captar la atención de los más pequeños, y la mayoría de ellas son muy divertidas y didácticas. Desde poemas que nos enseñan a dibujar de forma sencilla hasta otros que nos invitan a ser ordenados. Poesías como estas:

1. ‘El cocinero distraído’. Esta poesía explica a los niños por qué deben prestar más atención al hacer las cosas. Basta una simple distracción para que todo resulte un desastre. En clave de humor, lo entenderán a las mil maravillas.

2. ‘Todo está en su sitio’. Con esta fantástica poesía, Gloria Fuertes enseña a los niños a ser más ordenados. Y es que cada cosa, tiene un lugar.

3. ‘Cómo se dibuja un niño’. Un poema ideal para desarrollar la capacidad artística de los niños. Gloria Fuertes dedicó muchos poemas a enseñar a dibujar a los niños, desde Cómo dibujar un niño hasta Cómo dibujar un coche o Cómo dibujar un castillo. ¡Fantásticas!

4. ‘La mosca y el mosquito’. Este divertidísimo poema cuenta además con una canción. Y así además es mucho más fácil que los niños la memoricen.

Tal vez también te interese...

TU COMENTARIO